¡¡¡¡Estamos en Facebook!!!!

jueves, 29 de octubre de 2015

El Vagoneto ya viaja para competir el dia 31 de Octubre a los Red Bull Autos Locos 2015

Un equipo almeriense compite este fin de semana en una carrera en la que priman las risas sobre la velocidad en su bólido, hecho con sus propias manos

Pierre Nodoyuna y Patán bien podrían ser compañeros de la familia Salas en la loca aventura en la que se han embarcado. Sin embargo, el equipo almeriense no tiene esa mezcla de ineptitud y risilla floja que eran un cóctel perfecto de humor en los dibujos animados de antaño. Aunque las carcajadas las tienen aseguradas a bordo de su Vagoneto, Antonio, Ángel, Miguel y Joaquín quieren dejar bien alto el pabellón del Valle del Almanzora, no tienen la intención de acabar la carrera en la misma posición que el francés de enorme sombrero bombacho y su perro.

En las últimas fiestas de Tíjola y Purchena, una vagoneta minera tripulada por el tijoleño Miguel y el olulense Joaquín, y cuyo motor de arranque eran Antonio y Ángel, padre e hijo, tijoleños también, levantó pasiones y, cómo no, su tono oscuro por el carbón cargado se tiñó de dorado por las primeras medallas logradas. Como si de Las Menas se hubieran escapado, estos cuatro mineros han remachado las planchas de su bólido, engrasado las tuercas, apretado las ruedas y a bordo de su radiante Vagoneto, van a participar este fin de semana en la carrera más alocada de cuantas se disputan en España: la Red Bull Autos Locos.

Son miles de amantes del motor los que cada año optan a las sesenta plazas que ofrece la organización. Cincuenta los escoge la propia bebida energética; los otros diez los usuarios de Facebook al ver los estrambóticos vehículos en las redes sociales. Ahí tienen a toda Tíjola, Suflí, Olula, Macael, Purchena, Lúcar y demás pueblos del Almanzora dando su voto al Vagoneto, esa carretilla que hace honor al pasado minero de la comarca. Fue precisamente en la vagoneta que hay en la entrada de Las Menas donde el equipo rodó su anuncio promocional para la carrera, haciéndose pasar por trabajadores de las minas a la hora del bocata.

Menos de una semana tenían los cuatro componentes del equipo para conseguir que tres planchas metálicas, cuatro ruedas de motocicleta y un decorado de cartón piedra se convirtieran en un auto loco. Nada más cerrar la verja de la fábrica de Conservas de Suflí, cuyo dueño es Antonio y donde todo se gestó, se ponían manos todas las noches, hasta que el chasis ya estaba listo y se lanzaron a probarlo por las escarpadas cuestas de la localidad. "Nos lanzamos por la carretera con coches pasando y todo. La gente salía a la calle porque era digno de verse", recueda Antonio. Acto y seguido, el cartón piedra le dio el toque minero y completó una creación de 76 kilos, puesto que la normativa impide que supere los 80 por medidas de seguridad.

Tras los despampanantes y desternillantes estrenos en Tíjola y Purchena, el equipo se marcha hoy hacia Barcelona, ataviado con unos chalecos que regalados por su patrocinador, el Ayuntamiento de Lúcar, con el escudo de su escudería, Club Salas. Muchos vecinos del Almanzora no se quieren perder a su auto loco preferido y llenarán las cuestas de Montjüic de pancartas, para reír con los kilómetros por hora de su formidable Vagoneto.

Fuente: http://www.elalmeria.es/article/deportes/2142644/corre/corre/vagoneto.html

0 comentarios :

Publicar un comentario